| Inicio | Contacto | Viaje por España | Revista Historia | Biblioteconomía | Noticias carpetanas | Madrid críptico | Blog |
Revista de Prehistoria
 

LOS OESTRIMNIOS

 

Rufio Avieno en su "Ora Maritima" afirma que existe un país, de "los Oestrimnios", que son habitantes del noroeste peninsular el cual quedaria completamente desierto, por causa de la invasión de una plaga de serpientes. Algunos autores creyeron que en realidad estas serpientes eran los celtas saefes o serpes, que tenían a los ofidios por animal totémico. Rufo Festo Avieno, escribió estos versos a fines del siglo IV d.C., pero utilizó, según su testimonio, autores entre los cuales se refiere a algunos de los siglos VI y V a. J.C. Serpes en griego quiere decir serpiente, con esto vemos lo que parece una característica céltica: el nombre con el que finalmente son recordados proviene de otros pueblos. Con los Serpes se introduce en esta región la cultura de la Urnas de Vlenden-Bennghardt (una variante de las Urnenfelder), más adelante con la tribu de los Paledones se incorporó la de los castros. Pero encontramos un problema en la Ora Marítima, pues los saefes portaban espadas que no corresponden al período de lucha con los oestrimnios. Avieno copia textos del 600 y los reelabora en el 400, exagerando tal vez en sus descripciones. El mismo Avieno nos habla de un comercio entre tartessios y habitantes del noroeste – una vez más calificados como oestrimnios- que habían sido empujados de sus tierras por los saefes.

El nombre de Ophiusa (País de las serpientes) dado por Avieno a toda la península ibérica, podría aludir exclusivamente a otra región hispánica, conocida así o bien por la abundancia de ofidios, o bien por los monstruosos reptiles del confín del mundo, del Finisterre o, como anota Schulten, por una etimología popular griega, la que atribuyen al pueblo celta de los Saefes.

Además de Ophiusa, Avieno identifica varias zonas geográficas pobladas por los llamados "oestrymni":
1) El peñón o promontorio Estrimnis (que podría ser el extremo occidental de Armórica)
2) El golfo Estrímnico, que parece encontrarse entre el promontorio Estrimnis y las islas Estrímnides.
3) Las islas Estrímnides, que son ricas en estaño y plomo. Están a dos días de navegación de la isla de los hiernos (Hibernia o Irlanda) y cerca de Albión (Gran Bretaña). Estas islas Estrímnides son, con toda probabilidad, las islas Scilly que también eran conocidas en la Antigüedad como islas Casitérides (islas del estaño).

Esta primera imagen encierra una de las cargas que más contraproducentes han resultado en la construcción de la imagen de España: la del territorio lejano, ignoto, poblado de seres terribles, en los confines del mundo, sin mucho que ver con la realidad cotidiana de los pueblos civilizados, sean hebreos o griegos, en síntesis, con la palabra, diferente.

Esta onomástica lleva asociada referencias lingüísticas, que se pueden unir a las de Tarsis, y da otra pincelada, una primera imagen de un territorio plurilingüe, en el que se encuentran el tartésico, lenguas ligures, como las de los oestrimnios, y la lengua celta asociada con Ophiusa.

Los oestrimios formaban parte de una comunidad aborigen de origen protocéltico asentada desde la Edad de Bronce (previamente al 600 a.C.) que ocupaban el noroeste peninsular y que a lo largo de la historia han sido conocidos como los borrosos oestrimnios del estaño.


Los oestrimnios fueron considerados habitantes preceltas de Galicia y de Bretaña. Pero forman parte de la nebulosa en la que se movían los geógrafos griegos al hablar de más allá de las Columnas de Hércules.

Quienes quieran que fueran estas gentes, nos dejaron esculpido en la piedra sus creencias paganas y su sabiduría tribal. Abunda en casi toda Galicia una cultura enraizada en la piedra, castros donde habitaron y se defendieron de los invasores, dólmenes donde enterraron a sus muertos, menhires en los que adoraron a sus dioses, petroglifos, cruceiros y hórreos que nos ayudan a intuir tímidamente algo más su pasado

Desde un punto de vista histórico, no tanto legendario, "oestrimnios" es un término considerado como una confusión extraida de textos griegos y nacionalistas historicistas gallegos del siglo XIX. Nunca existió un pueblo diferenciado y documentado con garantías en Galicia llamado así.

Las fuentes son escasas en número, tanto las literarias como las arqueológicas, así como incompletas en el tiempo y reducidas en el espacio, por lo que no podemos cuantificar. Además, poseen un carácter generalizador o globalizador, que impide aplicar la metodología existente, de tal forma que, por ejemplo, los análisis propios del materialismo histórico, que precisan de datos cuantificables, serían irrealizables.



© by Diego Salvador desde 2006
Revista de Historia Medieval Revista de Historia Moderna Revista de Historia Contemporanea Revista del Mundo Actual Revista de Arqueologia Revista de Historia Antigua Revista de Prehistoria